martes, 1 de abril de 2014

Canción de cuna para un cadáver

Con una trama donde la intriga es su mejor baza, esta película te absorbe desde el primer minuto mezclando recursos del mejor cine de terror con el suspense de todo la vida, a pesar de concederse pequeñas licencias narrativas en beneficio del espectáculo. Esto no sería posible sin las actuaciones de su trío protagonista, destacando a una formidable Bette Davis, muy bien complementada por unos secundarios y una puesta en escena que te sumergen en la locura y la decadencia de la pobre Charlotte. Además al final me deja con una sabia lección, debo ver más películas de Robert Aldrich cuanto antes.

Mi puntuación: 7/10


































Otras reseñas de "El Club del Cinéfilo":

Crítica de "La niña gorda de Ohio".
Crítica de "El Peliculista".
Crítica de "Motel Purgotorio".
Crítica de "Ravenheart".
Crítica de "Cinéfilo Obseso".
Crítica de "Sanitarium of Culture".

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!