miércoles, 17 de septiembre de 2014

El beso del asesino

Uno de los primeros y más flojos trabajos de Stanley Kubrick, en el que parece estar probando y experimentando distintos estilos y formas de rodar que más adelante puliría y formarían parte de su modo de hacer cine. Con actores mediocres y una sencilla pero forzada historia, lo realmente fascinante es observar de primera mano como uno de los mejores directores que ha dado el séptimo arte juega con las luces y las sombras o los planos y contraplanos en una película irregular en cuanto a contenido pero que vale su peso en oro en forma, sobre todo para los aficionados al cine negro.

Mi puntuación: 6/10


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!