domingo, 8 de octubre de 2017

Thelma

Hoy en día es difícil encontrar películas simplemente de suspense, ya que de un modo u otro tienden hacia el thriller o el terror, pero está producción noruega es un claro ejemplo de buen cine donde el misterio es la clave de la historia y saben mantenerlo casi hasta un desenlace donde todo encaja perfectamente sin necesidad de explicaciones literales de lo que está ocurriendo, dejando al espectador margen para la reflexión e interpretación. Lo mejor es que tras el argumento de base existe un mensaje social y religioso de trasfondo bien desarrollado y directo que se transmite con aún más fuerza gracias a una puesta en escena sería y seca capaz de absorberte completamente.

Mi puntuación: 8/10


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!