sábado, 28 de octubre de 2017

Thor: Ragnarok

El Dios del Trueno vuelve, y esta vez lo hace con la aventura más colorida, distendida y llena de acción de su trilogía particular. Para ello Marvel se aleja del tono más oscuro de sus últimas entregas apostando por la diversión pura y dura, y desde el primer minuto hasta el último no da tregua al espectador a base de peleas continuas con chistes y chascarrillos en cada escena. La introducción progresiva de personajes conforme avanzan los acontecimientos agiliza la historia, y los numerosos secundarios no se dedican a ser meras comparsas de Thor, todos tienen su momento de gloria aprovechando el peculiar carisma de cada uno. Un mini vengadores asgardiano estilo space opera que reinventa la franquicia y con el que es imposible no pasárselo bomba. 

Mi puntuación: 7/10


2 comentarios:

  1. Muy entretenida, las dos horas y diez minutos se pasan casi sin enterarte y eso que la vi en VOSE. Todos centrados en su papel y la villana sobre todo, vaya pronunciación.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es, lo más importante en este tipo de cine es que entretenga, y Thor: Ragnarok con lo consigue con creces con la calidad y espectacularidad habitual de Marvel. Poco más se puede pedir.

      Eliminar

¡Muchas gracias por comentar!