jueves, 23 de noviembre de 2017

Tierra de Dios

Johnny vive aislado físicamente en una pequeña granja en la Escocia rural, y sentimentalmente, en el seno de una familia de pocas palabras y aun menos muestras de afectos o emociones. Llega entonces Georghe, también callado pero lleno de vida, a través de cuyos ojos vemos la campiña escocesa como una fuerza desoladora, casi hostil, pero innegablemente hermosa, y a Johnny como una persona frágil y sensible. La actuación de los protagonistas es estupenda, sobre todo la de Josh O'Connor, en un papel difícil que deja entrever sentimientos y deseos a pesar de una máscara de frialdad e indiferencia. Esta es una película hermosa y áspera, que explora con honradez e intensidad matices, luces y sombras en el amor y en el alma humana.

Puntuación @cineEnCines: 8/10


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!