sábado, 13 de septiembre de 2014

Boyhood (Momentos de una vida)

Como ha demostrado en el pasado, los diálogos y situaciones cotidianas son el punto fuerte del director y guionista Richard Linklater, y en esta ocasión los exprime al máximo para mostrarnos a través de ellos la evolución y vicisitudes de una familia americana a lo largo de doce años. La excelente fotografía y los largos planos secuencia, con charlas llenas de naturalidad, son el motor de esta película que cuenta con un reparto a la altura de las exigencias, culminando un ambicioso proyecto que huye de los giros dramáticos efectistas para conseguir un resultado realista y realmente satisfactorio.  

Mi puntuación: 7/10


































Otras reseñas de "El Club del Cinéfilo":

Crítica por "Motel Purgotorio".
Crítica de "El blog de Ivan Rúmar".
Crítica de "Coleccionista de instantes".

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!